Pro Light Cressi

$ 2.490
Consultar

Aleta de talón abierto de dimensiones medias. Con una reactividad sorprendente y un gran rendimiento propulsivo.

Talles Disponibles: XS/S=37/38 - S/M=40/41 - M/L=42/43 - L/XL=44/45

Pro Light es una excelente combinación entre: Potencia, gracias a su composición longitudinal bastante rígida. Velocidad, gracias a las prestaciones del polipropileno. Aprovechamiento del esfuerzo, gracias a sus materiales y al perfil de espesor decreciente. Manejabilidad, dada su longitud moderada. La ligereza y el equilibrio de los materiales, unidos a un diseño muy moderno, hacen de Rondine Pro Light una aleta generosa, que proporciona prestaciones exuberantes con un desgaste físico limitado. Muy versátil, es idónea desde para el buceador novel hasta el profesional, instructores y buceadores técnicos.

La pala nace directamente de la parte superior del calzante, uniendo solidariamente la aleta al pie y transmitiendo todo el esfuerzo generado al aletear sin pérdidas de energía a través de zonas blandas. 

Sección longitudinal “spina di pesce”: Este concepto implica que la pala tenga un grosor decreciente a medida que se acerca a la punta. La recuperación del arqueo que el aleteo provoca en la aleta provoca un efecto “látigo” al recuperarse la pala. Además, hace que la flexión de la aleta sea mucho más progresiva, mejorando la direccionalidad del aleteo. 

El calzante tiene tres volúmenes diferentes, con la zona central estrechada para que el pie se mantenga firmemente fijado en su interior y la transmisión del esfuerzo pie-calzante-pala sea directa y precisa. 

MATERIALES 

Cuerpo principal de polipropileno: un material que tiene como principal característica la rapidísima transmisión de la energía aplicada y su gran rigidez estructural. Se aplica a la pala y zona interna del sándwich de la suela. Es muy nervioso y reactivo y facilita un aleteo muy ágil y efectivo. Gran resistencia a la rotura. 

Elastómero flexible: se aplica al calzante y las zonas que requieren flexibilidad y elasticidad, ya que influyen en el confort del buceador como la puntera del calzante, interior de la suela y zona del empeine en contacto con el tobillo. Se asigna también a las zonas que requieren capacidad antideslizante como las inserciones en la suela (zona de contacto con el suelo). 

La fusión de ambos materiales se realiza a nivel molecular y su solidez está garantizada de por vida para uso deportivo.